Facundo Manes: “Los que trabajan en el campo tienen dos cosas que necesitamos en la Argentina: trabajo y sacrificio”

Este martes tuvo lugar el webinar de Expoagro Digital, que fue el primero de una serie dedicada a la “Bioeconomía como estrategia de desarrollo sustentable”, como lo anunciara en el inicio Eliana Esnaola del equipo de Expoagro y lo definiera el Ing. Agr. Fernando Vilella quien participó moderando la reunión y dialogando con Facundo Manes sobre “conocimiento y valor agregado”.

Inició el dialogo el Ing. Vilella, recordando que Manes es neurólogo, neurocientífico, poseedor varios post grado obtenidos en distintos lugares del mundo, que preside una organización internacional referida a sus saberes, y que en los últimos tiempos, ha profundizado un aspecto de su carrera que tiene que ver con difundir conocimiento, para ponerlo en el centro del futuro de la sociedad argentina. Estudia con sus grupos en distintos lugares como Ineco, – Instituto de Neurología Cognitiva, la Universidad Favaloro, que miran el cerebro y la mente, ambos constituyen el capital más importante que tienen las sociedades para el futuro. El conocimiento y las emociones se procesan en el cerebro, y forman parte de lo que tenemos que tener presente para el desarrollo hacia adelante. Las sociedades que más progresan son las que estan sustentadas en el conocimiento y de ello hablaremos”.

Acto seguido Vilella hizo una serie de preguntas a Manes: ¿Qué nos podés decir sobre tu visión del campo?

“Los que trabajan en el campo tienen dos cosas que necesitamos en la Argentina: trabajo y sacrificio. Son palabras calves. Para mí fue un privilegio crecer en Arroyo Dulce, Salto. Cuando uno crece en los pueblos, puede escuchar las voces de diferentes edades y como digo siempre el campo argentino es un ejemplo porque ha introducido innovación, tecnología, aumentó la producción. Pero somos 45 millones y seremos 50 millones de argentinos en unos años, y no generamos riqueza para dar bienestar para todos ellos. Hoy la matriz económica argentina es el campo y no le podemos pedir todo, ya que siempre que tenemos una crisis le pedimos todo al campo. La Argentina tiene que tener un “proyecto de país integral” con otros sectores que incluyan valor agregado. Por ello es imperativo invertir en otras áreas del conocimiento de forma estratégica y sostenida como parte de una política del crecimiento argentino. No es campo vs. industria, es campo e industria, más servicios y otros sectores. Podríamos generar un campo paralelo y ser el doble de ricos, si tenemos un proyecto de país basado en la innovación tecnológica y en la ciencia asociada a la producción, que es lo que hacen los países desarrollados.

“Nosotros no tenemos tantos recursos naturales per cápita como pensamos, y estamos en vías de desarrollo desde hace mucho tiempo, y entonces pienso”, expresó Manes que “en realidad, no estamos en vías de desarrollo porque no invertimos en ciencia, un shock educativo, tecnología. Por ello necesitamos todos los sectores produciendo más valor agregado, exportando más, generando más riqueza, y ello se logra con conocimiento. Es lo que es necesario entender si queremos dejar de producir y administrar pobreza”.

«Se trata de un cambio de paradigma como fue la democracia en el 83. Pero ahora es el rol de la ciencia, la tecnología, y la innovación industrial en todas nuestras actividades económicas», dijo.

El mundo desarrollado a través del avance científico tecnológico, genera todo el tiempo actividades de mayor valor relativo y marca el avance económico global. El ritmo del progreso global se puede medir en inversión que se hace en ciencia, tecnología e innovación. Y el desarrollo agroindustrial basado en la innovación, es un camino clave para sumar más valor a las exportaciones. Y para eso tenemos que educar a toda la Argentina que no conoce esto sobre todo el sector que no es del campo.

«El sector del campo puede ser el gran pilar de este sistema del conocimiento que necesitamos en la Argentina para exportar alimentos de calidad, como por ejemplo, lo hace Nueva Zelanda. Generar valor, exportar alimentos de calidad, aumentaría nuestros ingresos en dólares y es un área que tenemos que empujar toda la sociedad. De todos los gobiernos, y debería ser una política de Estado, explicó Manes.

-¿Por estas razones has formado el grupo de personalidades con distintos saberes que se llama #conargentina y que trabajan en un proyecto de la Argentina inserta en un mundo futuro con las características que estas mencionando?

La idea es ofrecer a la Argentina una visión de futuro, y una estrategia de desarrollo económico, social y ambiental acordes con las exigencias del siglo XXI. Se puede ver que se trata de un grupo de personas provenientes de diferentes sectores, convencidos de que Argentina necesita desde hace mucho tiempo, pero ahora con más urgencia, un acuerdo que la estabilice y nos convoque a todos. Necesitamos un acuerdo político social basado en una visión común y en un plan estratégico de país. Que no sea la propuesta de un grupo, un gobierno o partido político. Sino que sea de todos como fue la democracia. Necesitamos un nuevo paradigma como es la economía del conocimiento como una causa nacional.

En otro pasaje del Webinar, Manes explicó que “como médico puedo decir que si mañana viene un paciente a mi consultorio obeso, hipertenso, diabético, colesterol alto, ácido úrico si le digo que con una pastilla se soluciona su salud, le estoy mintiendo”. Los cambios llevan tiempo no llegan con un gobierno ni con políticas espasmódicas.

Estamos en una involución, y esta afirmación se sostiene en datos como por ejemplo que en 1970 la economía argentina era mayor que la brasilera. Y hoy el estado de San Pablo y sus alrededores tiene una economía PBI mayor al de Argentina. Mas de 40 años de los últimos 60, estuvo en recesión, más que la República del Congo, Zambia, Haití, Chad y Burundi. El Ingreso per cápita de Argentina hoy según el economista Martín Rapetti, es el que teníamos en el 74. Es decir, medio siglo perdido. Y recordó Manes, “cuando era chico y estaba en Arroyo Dulce había el 5% de pobres y hoy son el 50%.”

¿Hay alguna sociedad a la que nos gustaría pertenecernos que no tenga bases en la ciencia, la tecnología de frontera?

No la hay, y no me quiero parecer a una sociedad que no invierta en salud, educación y ahora muchos se dan cuenta que la salud no es solo la lucha contra las enfermedades, ya que la salud impacta en la economía de un país. Un enfermo no puede trabajar y un país enfermo no puede producir. Y la inversión en educación, ciencia, tecnología no son lujos de los países prósperos. No es que me desarrollo y luego invierto en tecnología como hobby. Es al revés, son la puerta para salir de los ciclos de crisis y estancamiento. Son los cimientos de los países que quieren desarrollarse. Debeos tener una hoja de ruta, precisamos estabilizar la economía y desarrollar un proyecto de futuro para poder crecer. Es simultáneo, como en medicina donde no solo tramos la fiebre sino que vamos a sus causas.

Si no queremos seguir aumentando la pobreza y que llegue al 70% en un tiempo, en una década por ejemplo, debemos entender que el conocimiento aplicado a nuevos productos, herramientas o procesos es imprescindible para generar mayor riqueza en la Argentina. La cooperación del sector científico y la estructuración público privada es virtuosa, y hará que generemos más valor agregado y exportaciones. Y que dependamos del dólar.

¿La Argentina tiene una base de recursos humanos para iniciar ese proceso virtuoso en la generación de una economía basada en la ciencia y en la tecnología?

Si tenemos una base muy importante y la capacidad de generar recursos humanos de alto nivel. Ocurre que si no hay un proyecto de país esos recursos no se direccionan. También es cierto que nos faltan talentos claves en innovación internacional, hay poca gente en algunas áreas y tenemos que generar el entorno y condiciones para atraerlos. Los países desarrollados atraen talentos de todo el planeta. Estados Unidos, Europa, China quieren estudiantes de todo el mundo. Es que no hay tiempo, y formar especialistas independientes lleva 10 o 15 años por ello precisamos traer gente.

Muchos argumentan pobreza para no invertir en la solución de la pobreza afirmó Manes varias veces en el Webinar sobre el conocimiento y el valor agregado de Expoagro digital.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario